Di Stefano, Landa, Ibermúsica y la Fundación Sánchez Ruipérez reciben la Medalla de Oro

Gallardón les entrega la máxima distinción de la Ciudad de Madrid por sus trayectorias de intensa dedicación a la cultura y al deporte

Ese claro acento cultural y deportivo que tienen los galardones responde al sentido de la ciudad y de cómo quiere enfocar su progreso. “Madrid –dijo Gallardón- quiere no sólo ser más grande, moderna, o rica, sino también más honda, interesante, abierta y curiosa”

Como signos de nuestra identidad les expresamos nuestro reconocimiento por su compromiso con Madrid”. Son las palabras con las que el alcalde de la Ciudad de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, entregaba las Medallas de Oro de la capital a Alfredo Di Stéfano, Alfredo Landa, Ibermúsica y la Fundación Germán Sánchez Ruipérez, por sus trayectorias “de intensa dedicación a la cultura y el deporte, como expresión más elevada del trabajo humano”. Las distinciones, concedidas por unanimidad de todas las fuerzas políticas municipales, se han entregado coincidiendo con la celebración de las fiestas patronales.

Ese claro acento cultural y deportivo que tienen los galardones responde al sentido de la propia ciudad y de cómo quiere enfocar su progreso. “Madrid –dijo Ruiz-Gallardón- quiere no sólo ser más grande, más moderna, más rica, sino también más honda, más interesante, más abierta y curiosa”. La única certeza de los tiempos actuales, reconoció el alcalde, es “que todo está cambiando”. La cultura, dijo, no detendrá las mutaciones e, incluso a veces, puede acelerarlas, pero sí servirá “para ser más conscientes, para ofrecernos medios con los que afrontar los cambios, para devolvernos nuestra condición de sujetos libres y, por tanto, dotados de la facultad de escribir nuestro destino”.

El libro

La Fundación Germán Sánchez Ruipérez, creada en 1981, ha sido uno de los reconocidos con la Medalla de Oro de la ciudad. Como expresó su fundador, Germán Sánchez Ruipérez (Salamanca, 1926), quería “devolver a la vida y al libro, lo que la vida y el libro le dieron”. Así nació una de las editoriales más importantes de España, el Grupo Anaya, a la que se sumaron Cátedra, Pirámide, Tecnos, Alianza Editorial y Editorial América. Tras vender el Grupo Anaya, Sánchez Ruipérez decidió poner su patrimonio personal al servicio de la fundación que lleva su nombre y que se construye como un espacio de encuentro, activo y dinámico, que tiene como objetivo promocionar la cultura en todos sus ámbitos, fomentar la lectura y colaborar en el desarrollo de la calidad de la educación.

La extensa trayectoria de Germán Sánchez Ruipérez ha sido premiada, entre otros galardones, con la Medalla de Oro al Mérito en el Trabajo (2007), o el Premio Montblanc de la Cultura (2005), que reconoce la labor de mecenazgo de las artes. Esta Fundación Germán Sánchez Ruipérez desarrolla sus programas a través de cuatro sedes. La sede de Madrid acoge el Centro de Investigación y Debate, un espacio de encuentro para la reflexión y el análisis, del que surgen los programas de trabajo de la institución. Como foro de debate, propicia la colaboración con especialistas en distintas disciplinas y materias, que se centran en los campos del libro y la lectura.

La música

Ibermúsica, otro de los galardonados, se ha convertido, a lo largo de sus más de 35 años de existencia, en un referente en el panorama musical español. La razón principal estriba en la capacidad de su director, Alfonso G. Aijón, quien siempre creyó en la incondicional afición española a la música clásica. Ibermúsica comenzó, poco tiempo después de su creación en 1970, a transformar la rutinaria vida musical de la época.

Esta institución asumió la tarea de organizar, por vez primera, grandes ciclos de conciertos en las principales ciudades de nuestro país. En el caso de Madrid, los ciclos sinfónicos y los recitales de piano y música de cámara que organiza la entidad son sinónimo de calidad. Gracias a Ibermúsica, Madrid ha recibido a las principales orquestas, con sus directores titulares al frente, como la Sinfónica de Chicago con Solti, la Filarmónica de Los Ángeles con Metha y previn, o la Staakskapelle de Berlín con Baremboim. Tampoco han faltado los directores españoles, de Frühbeck de Burgos a López Cobos, de García Asensio a Halffter. “Si en Madrid hemos podido escuchar el violín de Accardo o el piano de Pires, se ha debido a menudo a la labor de Ibermúsica”, subrayó Ruiz-Gallardón.

El cine

Fue otro día de San Isidro pero de hace 112 años, cuando llegó el cine a Madrid. El Hotel Rusia, en la Carrera de San Jerónimo, ofrecía tres títulos de los hermanos Lumière. “Desde entonces -evocó el alcalde- generaciones de madrileños han soñado y reflexionado sobre una pantalla blanca en la que, muy a menudo, la luz del cuarto de proyectores ha bosquejado el rostro de Alfredo Landa”. Este navarro, nacido en Pamplona en 1933, tuvo su primera experiencia teatral en la Universidad, aunque su debut profesional fue en 1962 de la mano de José María Forqué, en la película “Atraco a las 3”. Posteriormente, llegaron trabajos como “El verdugo”, de Luís García Berlanga; “Nobleza baturra”, de Juan de Orduña, o “Ninette y un señor de Murcia”, de Fernando Fernán Gómez.

A finales de la década de los 60, Landa se convierte en protagonista absoluto de la comedia española del momento, simbolizando el prototipo de español medio de la época, que ha dado lugar a lo que muchos consideran un género en la historia del cine español, el “landismo”. Encasillado en el rol cómico, no fue hasta los 70 cuando empezó a participar en películas más ambiciosas y de mayor complejidad dramática. Esta etapa de su filmografía se inicia en 1976 con “El puente”, de Juan Antonio Bardem. Para muchos fue el comienzo de su etapa más interesante, en la que colabora con los principales directores españoles, entre ellos Luis García Berlanga (La vaquilla), Mario Camus (Los santos inocentes), Basilio Martín Patino (Los paraísos perdidos), José Luis Garci (El crack), José Luis Borau (Tata mía), José Luis Cuerda (El bosque animado) o Manuel Gutiérrez Aragón (El rey del río). En la pasada convocatoria, la Academia de las Artes y Ciencias Cinematográficas de España le concedió el Goya de Honor por el conjunto de su carrera. “Landa –subrayó el alcalde- es referencia señera de la cultura española y universal contemporáneas”.

El fútbol

Alfredo di Stéfano (Buenos Aires, 1926) ilustra, explicó Ruiz-Gallardón, la capacidad de esta ciudad para aceptar con entusiasmo todas las aportaciones de talento que proceden del exterior y para hacerlas suyas con la mayor naturalidad”.

Comenzó su carrera deportiva como futbolista en el River Plate en 1945. De Argentina pasó a Colombia, donde jugó en el Millonarios de Bogotá entre 1949 y 1953, año en que fichó por el Real Madrid. Su incorporación a este club cambió el rumbo del fútbol español y europeo. En el Real Madrid consiguió ocho ligas y una Copa del Generalísimo (1961-62). Di Stéfano se erigió además como el máximo goleador de la Liga en cinco campeonatos. Pero sus grandes logros fueron a nivel internacional, con cinco Copas de Europa consecutivas (de 1956 a 1960) y una Copa Intercontinental. Después de su salida del Real Madrid en 1964, disputó dos temporadas en el Español de Barcelona y se retiró en 1966. Posteriormente cosechó éxitos como entrenador de diversos equipos, entre ellos el Boca Juniors, el River Plate, el Valencia y el Real Madrid. En la actualidad es presidente de honor del Real Madrid. El 17 de febrero de 2008 recibió un homenaje del fútbol mundial por su trayectoria profesional, en el cual le fue entregado el Premio Presidente UEFA.


Revista profesional para el director del salón de peluquería y estética

Nace BeautyMarket una revista digital enfocada en el mundo de la Peluquería y Belleza. Con todas las novedades, lanzamientos y noticias del sector.

Leer más »

Programa pionero para reeducar a jóvenes con problemas de agresividad

Durante 10 meses se trabaja con los adolescentes, con los padres y luego con la familia

Leer más »

Maremágnum en los buscadores

Es la guerra, mejor dicho, después de la guerra. El paisaje es desolador: directorios, granjas de enlaces, buscadores, listas, patrocinados, spam, robots, spiders...

Leer más »